www.revistaquercus.es

Más sobre el castor europeo en la cuenca del Ebro

Ejemplar de castor en un tramo de riberas muy deterioradas del río Ebro (foto: Tragsatec).
Ejemplar de castor en un tramo de riberas muy deterioradas del río Ebro (foto: Tragsatec).
miércoles 22 de octubre de 2014, 11:53h
Las administraciones ambientales de Aragón, Navarra y La Rioja responden al artículo publicado en Quercus 311 (enero de 2012), firmado por el Colectivo Ecologista Riojano, sobre el asentamiento del castor europeo en la cuenca del Ebro. Estas tres comunidades autónomas han puesto en marcha acciones para el control de la especie.
En la primavera de 2003, de forma totalmente ilegal, se introdujeron 18 individuos de castor en el río Ebro, en la zona de confluencia de los ríos Aragón y Ebro. La acción se desarrolló sin ningún tipo de autorización administrativa y sin la participación de las autoridades competentes. La introducción realizada contravenía lo dispuesto por la anterior Ley 4/1989 de 27 de marzo, de Conservación de los Espacios Naturales y de la Flora y Fauna Silvestre. Se desconoce a los autores de este hecho. Los ejemplares liberados, al parecer, procedían de Baviera (Alemania) y se trataba de la especie europea Castor fiber.

Posteriores estudios genéticos han revelado la gran variedad subespecífica de los ejemplares introducidos, con presencia de Castor fiber fiber, cuyo origen está en Noruega, C.f.galliae, con origen en el Ródano (Francia), e híbridos con caracteres intermedios de C.f. albicus, la subespecie de Alemania, y C.f.galliae. Estos resultados indican que no se trata de una población genéticamente pura, sino una mezcla de castores de las poblaciones originales de Escandinavia y del suroeste de Europa (1).

Los primeros indicios de presencia de castores datan del año 2005, fijándose su distribución en un tramo de unos sesenta kilómetros de longitud del curso bajo del río Aragón (Navarra) y en el sector contiguo del río Ebro (Navarra y La Rioja). En el año 2007, se realizó en La Rioja un estudio sobre su distribución, estimación de población y daños observados. Se concluyó que el castor estaba presente en el río Ebro, entre las localidades de Pradejón y Alfaro. Se determinaron daños en la vegetación de ribera del río, viéndose afectados pies de hasta cuarenta centímetros de diámetro de, principalmente, especies como sauces (52,5%) y chopos (40%), que conforman un hábitat de interés comunitario protegido por la Directiva Hábitats (saucedas y choperas mediterráneas) y que ocupan especies tan relevantes como la nutria o el visón europeo. También se detectaron daños en choperas de producción.

Nota de Redacción: Este artículo ha sido elaborado por el Área de Conservación de la Biodiversidad de la Dirección General de Medio Natural de La Rioja (Luís Lopo Carramiñana, luis.lopo@larioja.org), el Servicio de Biodiversidad de la Dirección General de Conservación del Medio Natural de Aragón (Joaquín Guerrero Campo, jguerrero@aragon.es) y el Servicio de Conservación de la Biodiversidad de la Dirección General de Medio Ambiente y Agua de Navarra (Jokin Larumbe Arricibita, jokin.larumbe.arricibita@cfnavarra.es).
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (14)    No(5)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti

Foro asociado a esta noticia:

  • Más sobre el castor europeo en la cuenca del Ebro

    Últimos comentarios de los lectores (1)

    10152 | jose123 - 02/02/2015 @ 09:31:58 (GMT+1)
    Todas las reintroducciones que se realizan son con hibridos de distintas subespecies de castor europeo ya que al existir tan poca riqueza genetica se ha optado por esta solucion
    se hace asi en toda Europa
    me extraña que usted no lo sepa
    saludos

  • Normas de uso

    Esta es la opinión de los internautas, no de Revista Quercus

    No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

    La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

    Tu dirección de email no será publicada.

    Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.