www.revistaquercus.es

Más sobre tuberculosis y fauna silvestre

Piara de jabalíes en la marisma de Doñana. Las densidades muy elevadas de este mamífero pueden tener consecuencias adversas para la conservación y para la sanidad (foto: C. Gortázar / IREC).
Piara de jabalíes en la marisma de Doñana. Las densidades muy elevadas de este mamífero pueden tener consecuencias adversas para la conservación y para la sanidad (foto: C. Gortázar / IREC).
miércoles 22 de octubre de 2014, 11:53h
Continúa en Quercus el debate sobre
cómo combatir la tuberculosis en el medio natural. Unos apuestan por favorecer a depredadores naturales como el lobo para que acosen a los herbívoros silvestres. Otros dudan de esta medida y proponen acciones combinadas, entre ellas reducir densidades de especies como el jabalí mediante control poblacional por parte del hombre.

Christian Gortázar y otros autores
Gortazar@uclm.es >Christian.Gortazar@uclm.es
En Quercus 309 (noviembre de 2011), Jorge Echegaray y Diana Paniagua exponen en la sección “Turno de réplica” sus puntos de vista sobre el control de reservorios silvestres en el marco de la lucha contra la tuberculosis bovina.

Estos autores indican que “parece reprobable controlar a especies salvajes”, ya que ello “añadiría una nueva intervención humana para arreglar la previa”, es decir, la introducción de la enfermedad. Y sugieren como alternativa “la posible restitución de especies erradicadas por la acción humana, como los depredadores”, en referencia al lobo.

Nuestros grupos de investigación llevan años trabajando en el control de las enfermedades compartidas entre los ungulados silvestres, las especies amenazadas, el ganado y las personas, como es el caso de la tuberculosis.

En nuestras investigaciones nos enfrentamos a situaciones muy variadas, desde espacios naturales protegidos a granjas, teniendo como interlocutores a conservacionistas, cazadores y ganaderos, así como a todas las administraciones responsables de esos campos. Somos conscientes de que la gestión de este tipo de enfermedades genera sentimientos contrapuestos, pero defendemos que la inacción es más costosa que la intervención.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)

+

1 comentarios