www.revistaquercus.es

Una actuación a última hora logró salvar este núcleo reproductor sevillano

Objetivo: salvar la colonia de vencejos del castillo de Estepa

Vencejo común en una de las oquedades ya restauradas (foto: Javier Pérez).
Vencejo común en una de las oquedades ya restauradas (foto: Javier Pérez).
miércoles 06 de marzo de 2019, 00:09h

En 2010, unas obras de restauración pusieron en peligro la gran colonia de vencejos asentada en la torre del castillo de Estepa (Sevilla). Una actuación in extremis logró salvar esta población, que casi diez años después sigue reproduciéndose gracias a una iniciativa que puede servir de ejemplo para colonias similares.

Por José María Juárez y Eusebio Rico

Iglesias, murallas, torres y otros muchos ejemplos de nuestro patrimonio histórico se han convertido con el paso de los siglos en dueños de una comunidad biológica de lo más diversa, que va desde la mínima espora de liquen al nido del cernícalo, desde el refugio del murciélago al abrigo del vencejo.

La naturaleza ha ido incorporando valores no tan incompatibles con la conservación arquitectónica como una mirada apresurada pudiera presuponer. Sin embargo, salvo contadas excepciones, la toma de decisiones sobre los proyectos de restauración de estos edificios históricos no tiene en cuenta los elementos naturales ni incluye en la práctica a los órganos de decisión ambientales.

Autores: José María Juárez (jmjuarezmartin@gmail.com ) es arqueólogo y técnico en patrimonio del Ayuntamiento de Estepa (Sevilla). Eusebio Rico, miembro del colectivo Zamalla y restaurador especializado en la conservación de edificios históricos, ha promovido diversas intervenciones respetuosas con la avifauna local.

Este contenido es un resumen / anticipo de una información cuyo texto completo se publica en la revista Quercus, tanto en su versión impresa como digital.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (2)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Revista Quercus

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.