www.revistaquercus.es

Balance de un conteo científico de aves en migración durante el siglo XXI

Estrecho de Gibraltar: el gran observatorio de de las aves planeadoras europeas

Un bando de cigüeñas blancas sobrevuela la isla de Tarifa (Cádiz) y se dispone a cruzar el estrecho de Gibraltar (foto: Alejandro Onrubia).
Un bando de cigüeñas blancas sobrevuela la isla de Tarifa (Cádiz) y se dispone a cruzar el estrecho de Gibraltar (foto: Alejandro Onrubia).

El escenario actual de cambio global nos invita a conocer la evolución de las poblaciones de aves migratorias, pero es difícil hacerlo desde las áreas de cría si se trabaja a escala europea. Una alternativa es el seguimiento de las especies desde el estrecho de Gibraltar, gracias al gran paso de aves planeadoras en migración que presenta este lugar.

Por Beatriz Martín, Alejandro Onrubia, Andrés de la Cruz y Miguel Ferrer

Las aves planeadoras en general, y las rapaces en particular, son un grupo bien conocido y de marcado interés de conservación para el que existen numerosos programas de seguimiento. Sin embargo, debido a que algunas especies presentan baja densidad y reducida detectabilidad durante la reproducción, son animales para los que no siempre resulta fácil hacer estimas de sus poblaciones. Por ello, si tenemos en cuenta que más del 90% de las aves planeadoras -cigüeñas y rapaces- que se reproducen en Europa son migratorias, una alternativa a los censos en las áreas de cría puede ser el registro de estas especies a lo largo de su viaje migratorio.

A diferencia de otras aves viajeras, las planeadoras tienen la particularidad de que se concentran en frentes bien definidos durante su migración, especialmente cuando tienen que atravesar grandes masas de agua. Esto se debe a que necesitan corrientes de aire ascendentes, denominadas térmicas, para poder desplazarse eficazmente, corrientes que no se forman sobre las superficies de agua. Por ello, cuando las aves planeadoras sobrevuelan mares o grandes lagos, se ven obligadas a utilizar el vuelo batido en lugar de su habitual vuelo de planeo, con el consiguiente gasto energético debido a su gran tamaño. Por esta razón, y por cuestiones de supervivencia, las aves planeadoras tienden a evitar sobrevolar las grandes masas de agua que encuentran a lo largo de su ruta migratoria. Sin embargo, cuando no tienen otra alternativa, eligen puntos concretos en los que el recorrido sobre el mar se reduce a su mínima expresión.

Este contenido es un resumen / anticipo de una información cuyo texto completo se publica en la revista Quercus, tanto en su versión impresa como digital.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (3)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Desarrollo Editmaker

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.