www.revistaquercus.es

El insaciable Cabello de Venus

Tallos de cabello de Venus (Cuscuta epithymum). Foto: J. Ramón Gómez.
Tallos de cabello de Venus (Cuscuta epithymum). Foto: J. Ramón Gómez.

Por J. Ramón Gómez

A pesar de que carece de hojas, raíces e incluso clorofila, el Cabello de Venus es un organismo vegetal. Su única posibilidad de sobrevivir es a costa de otras plantas, para lo que cuenta con un sofisticado sistema de parasitación.

El artista austriaco Friedensreich Hundertwasser (1928-2000) adquirió cierta notoriedad en el siglo pasado gracias a sus pinturas coloristas, pero también por sus revolucionarios diseños arquitectónicos. La nueva forma de proyectar edificios de Hundertwasser rompía con todo lo establecido hasta el momento, pues buscaba formas irregulares e incorporaba características propias de los paisajes naturales. De hecho, proponía una suerte de simbiosis entre arquitectura y naturaleza. Desarrolló construcciones más orgánicas, favoreció el uso de la línea curva frente al rígido trazado ortogonal y propuso la novedosa idea de revegetar las ciudades. Fuera de toda lógica, Hundertwasser se atrevió a crear edificios de superficies ondulantes: “un piso ondulado es una melodía para los pies”, solía comentar (1).

Este contenido es un resumen / anticipo de una información cuyo texto completo se publica en la revista Quercus, tanto en su versión impresa como digital.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(1)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti

Comenta esta noticia
Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de Revista Quercus
  • No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
  • La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.
  • Tu dirección de email no será publicada.
  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.