www.revistaquercus.es

En España, la especie está muy ligada a las formaciones de almajo

El saltamontes de los saladares: un ortóptero de distribución muy fragmentada

Pareja de saltamontes de los saladares sobre un terreno hipersalino de la laguna de Peña Hueca, en la provincia de Toledo. (Foto: Pedro J. Cordero)
Pareja de saltamontes de los saladares sobre un terreno hipersalino de la laguna de Peña Hueca, en la provincia de Toledo. (Foto: Pedro J. Cordero)

Por Joaquín Ortego, Maria Pilar Aguirre y Pedro J. Cordero

miércoles 22 de octubre de 2014, 11:53h
Debido a su alta dependencia de los ambientes salinos, las poblaciones de saltamontes de los saladares están muy aisladas y apenas se aprecia intercambio de individuos y, en consecuencia, flujo genético entre ellas. Esta fragmentación condiciona cualquier medida que pueda adoptarse en beneficio de una especie que se extiende desde la península Ibérica hasta la franja occidental de China.
Los ambientes salinos del entorno mediterráneo se caracterizan por tener escasa extensión, sobre todo si los comparamos con los de otros tipos de hábitats. Pero, a pesar de su pequeño tamaño, albergan una considerable abundancia de especies, tanto animales como vegetales, de características muy particulares. Aunque este rasgo los hace muy interesantes para la conservación, sus reducidas dimensiones suponen un riesgo para el mantenimiento a largo plazo de las especies y comunidades que albergan (1). El establecimiento de medidas de gestión encaminadas a conservar estos ambientes únicos requiere comprender la estructura de sus comunidades y las peculiaridades de sus organismos integrantes.

Por este motivo, hemos comenzado a investigar algunas de sus especies más singulares y, en concreto, nos hemos fijado como modelo de estudio varios grillos y saltamontes (1-2). En este artículo nos referiremos a una especie de saltamontes típica de estos ambientes salinos y cuyo nombre científico es Mioscirtus wagneri. Por ser una de las pocas especies de ortópteros que se encuentra estrictamente ligada a dichos ambientes y en ausencia de un nombre vulgar, proponemos bautizarla con el nombre de “saltamontes de los saladares” (Cuadro 1).

La clave gibraltareña
A sí pues, el saltamontes de los saladares se distribuye por los ambientes salinos del interior de la península Ibérica, norte de África, sur de Ucrania, Oriente Próximo y Oriente Medio, aunque llega hasta Kazajistán y el extremo occidental de China (2). Aunque abarca un amplio rango de distribución, la mayoría de sus poblaciones se encuentran muy fragmentadas, lo que limita el intercambio de individuos entre ellas. ¿A qué se debe este hecho? La hipótesis más plausible sobre la distribución actual de los organismos ligados a medios salinos interiores implica una serie de eventos geológicos que tuvieron lugar hace entre 7 y 5 millones de años. A finales del Mioceno una serie de movimientos tectónicos provocaron el cierre del estrecho de Gibraltar y aislaron la cuenca mediterránea del vecino océano Atlántico. Tanto en el pasado como en la actualidad, se evapora más agua del Mediterráneo de la que aportan los ríos que desembocan en su cuenca. Por lo tanto, el cierre del Estrecho causó una progresiva desecación del mar y la cuenca quedó convertida en una inmensa extensión de terreno salino (debido a la precipitación de las sales disueltas en el agua) salpicada de lagos más o menos extensos. Este cambio permitió la expansión de muchas especies animales y vegetales asociadas a dichos ambientes esteparios durante el periodo que se ha denominado “crisis salina del Mesiniense”, en honor a la ciudad siciliana de Messina (Italia), donde los científicos obtuvieron evidencias científicas de este evento geológico.

Cuadro 1
Ficha zoológica del saltamontes de los saladares
Clase: Insectos.

Orden: Ortópteros (Orthoptera).

Suborden: Caelifera.

Familia: Acrididae.

Subfamilia: Oedipodinae.

Género: Mioscirtus.

Especie: Mioscirtus wagneri.

Descripción
Ortóptero de pequeño tamaño asociado a ambientes salinos, sobre todo del interior peninsular. En particular, está ligado a formaciones de almajo (Suaeda vera), una planta que crece en suelos con elevada salinidad y de la que este saltamontes parece depender en buena medida, o incluso exclusivamente, para alimentarse y buscar refugio.

Las hembras son aproximadamente un 30% más grandes que los machos y solamente se ha descrito un ciclo reproductivo por año. Las primeras ninfas emergen en mayo y los primeros adultos comienzan a verse a mediados de junio, cuando la especie comienza a reproducirse. Los adultos viven hasta finales de octubre, momento a partir del cual todas las poblaciones pasan el invierno en forma de huevo hasta la primavera siguiente en la que emergen de nuevo las ninfas que constituirán la siguiente generación.

Distribución
Se distribuye de forma disyunta desde el norte de África y la península Ibérica hasta el sur de Ucrania (orillas de los mares Negro y de Azov), riberas del Volga, desiertos de Kazajistán y, en definitiva, toda Asia Central hasta los límites occidentales de China. También aparece en Chipre y en distintos países de Oriente Próximo.

Bibliografía

(1) Cordero, P.J. y Llorente, V. (2009). Un insecto redescubierto: el grillo cascabel de plata. Quercus, 286: 32-38.
(2) Cordero, P.J.; Llorente, V. y Aparicio, J.M. (2007). New data on morphometrics, distribution and ecology of Mioscirtus wagneri (Kittary, 1859) (Orthoptera, Acrididae) in Spain: is maghrebi a well defined subspecies? Graellsia, 63: 3-16.
(3) Ortego, J. y otros autores (2009). Phylogeography of the Iberian populations of Mioscirtus wagneri (Orthoptera: Acrididae), a specialized grasshopper inhabiting highly fragmented hypersaline environments. Biological Journal of the Linnaean Society, 97: 623-633.
(4) Aguirre, M.P. y otros autores (2010). Isolation and characterization of polymorphic microsatellite markers in the grasshopper Mioscirtus wagneri (Orthoptera: Acrididae). Conservation Genetics, 11: 1.119-1.121.
(5) Ortego, J.; Aguirre, M.P. y Cordero, P.J. (2010). Population genetics of Mioscirtus wagneri, a grasshopper showing a highly fragmented distribution. Molecular Ecology, 19: 472-483.

RECUADRO
La hemeroteca de Quercus
Artículos complementarios publicados en Quercus

Quercus 286 (diciembre 2009)
Ref. 5301286 / 3’90 €
• Un insecto redescubierto: el grillo cascabel de plata. Pedro J. Cordero y Vicenta Llorente.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (8)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Revista Quercus

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.