www.revistaquercus.es

Especies que protegen ecosistemas

Un carricerín cejudo descansa en una zona de espadañas en la laguna de La Nava (Fuentes de Nava, Palencia) durante su paso migratorio por la Península Ibérica (foto: Rafael Abuín).
Ampliar
Un carricerín cejudo descansa en una zona de espadañas en la laguna de La Nava (Fuentes de Nava, Palencia) durante su paso migratorio por la Península Ibérica (foto: Rafael Abuín).

El carricerín cejudo como emblema de los humedales ibéricos

sábado 30 de octubre de 2021, 19:57h
Los humedales ibéricos son esenciales para el paso migratorio del carricerín cejudo, el ave paseriforme más amenazada de la Europa continental. Un proyecto europeo, LIFE Paludicola, ha traducido el reto de conservar a esta joya faunística en medidas beneficiosas para nueve zonas húmedas de Castilla y León, Castilla-La Mancha y la Comunidad Valenciana.
Por el equipo LIFE Paludicola de Fundación Global Nature

Los humedales ibéricos se encuentran hoy en día muy reducidos y en un estado de salud bastante deficiente. En los últimos siglos el 60% desaparecieron por desecaciones y los que sobreviven se encuentran sometidos a fuertes presiones: alteraciones hidromorfológicas, abandono de prácticas agroganaderas tradicionales, contaminación de las aguas, presencia de especies invasoras y un largo etcétera.

La Fundación Global Nature centra su misión de conservación de la naturaleza en los humedales por su vital importancia: albergan el 40% de toda la biodiversidad del planeta. Son vitales para especies residentes e invernantes, pero también para otras exclusivamente migrantes como es el caso del carricerín cejudo (Acrocephalus paludicola). Casi toda su población mundial utiliza durante su migración los humedales ibéricos, especialmente en el paso otoñal.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (2)    No(0)

+

0 comentarios